Crisis financiera, Europa en otra encrucijada: El “eurobono” nos acerca a un Mr. Tax y obliga a ceder soberanía. ¿Y qué hacemos mientras en España?.

En estos primeros días del año vuelve a la actualidad la cuestión de los bonos soberanos, y se vuelve a plantear algo que ya hemos indicado nosotros en este Blog, así, el pasado día 2 de diciembre de 2010, publicábamos la entrada “Esperando el Consejo de Ministros de mañana en España. Europa: ¿Hacia un Mr.Tax?”, relacionada con otras anteriores y posteriores, teniendo su origen en febrero de 2010, cuando publicábamos una entrada donde tratábamos la cuestión de la adopción del molesto concepto de países P.I.G.S..

En este sentido, es de destacar la idea aportada por el Primer Ministro Griego, Papandreu, que venía a proponer lo mismo que nosotros, o sea, la emisión de una deuda pública europea, los eurobonos, como así venía en publicar el periódico chino “Pueblo en línea”, y podemos ver en Reuters:

Reuters: Papandreu apoya el Euro bono. Míralo aquí (el código para encajar el video no funciona, luego sigue el enlace). Es interesante escucharlo, está en Inglés y dura 1:44 minutos.

Se trata de un nuevo concepto que no hay que confundir con la ya vieja acepción de la palabra ahora en cuestión, eurobono, sino que se trataría de un bono soberano de la UE, como explica José Manuel GARCÍA-MARGALLO Y MARFIL, en su muy interesante artículo para la comprensión del problema Telón de acero financiero en la UE, donde ya se nos anticipan las dos posturas en relación con la “solución europea” a la crisis de deuda soberana, a saber, la creación de un Tesoro Europeo, donde por un lado Zarkozy y Merkel plantean, nuevamente, una Europa a dos velocidades donde Alemania y Francia irían de la mano en la constitución y dirección de dicho Tesoro, con las consecuencias de que “su” deuda soberana se emitiría a menor coste, mientras que los países que no cumplen, habrían de pagar una deuda más cara, postura contraria a la propuesta por Papandreu y recogida en otros muchos medios, foros e intermediarios financieros.

En todo este ambiente, es de destacar que ni Alemania, ni Francia cumplían los requisitos de estabilidad en el momento de la entrada en vigor de la actual moneda, pero aún y con todo, a ambos países les interesa un Euro fuerte, no en vano son los primeros interesados en mantener el Euro y un gran mercado que adquiera sus productos…y se financie a la vez, desde Francia y Alemania, pagando a sus mismo operadores financieros, un coste por las deudas soberanas muy superior al que “ellos” a su vez pagan, interés especialmente mostrado por Merkel en el famoso abrazo el pasado 16 de diciembre, el que fue denominado en Cotizalia, por Marc Garrigasait como “El Abrazo del Koala” y al que pensamos llamarle del león, pero visto el artículo hemos decidido dejarlo así, si bien ello no implica que compartamos todo lo que allí se dice, en especial las “connotaciones” políticas y hasta “personales”.

Y mientras los “países centrales” defienden su postura, ya los “mercados” han dicho su primera palabra ante la primera emisión de los “eurobonos” que ha sido un éxito, por otro lado esperado, (puedes leerlo aquí en una libre traducción al Español, hecha rápidamente con Google Traductor) y lógico.

En cualquier caso, en relación con los orígenes de esta crisis, es interesante el leer opiniones como la recogida en el Blog al que enlazamos, y en cuanto al destino en 2011, el leer el siguiente e interesante artículo publicado en “The Economist”, ambos el pasado mes de diciembre:

Behold 2011, the year of sovereign shocks

Get ready for more volatility in government bonds

Government debt

Dec 16th 2010 | from PRINT EDITION

image

IF YOU want to know what to worry about in 2011, here’s a place to start. Sovereign-bond yields are rising—not just in beleaguered economies on the edge of the euro zone, but across much of the rich world. During the first two weeks of December Spain’s ten-year borrowing costs hit 5.5%, the highest rate in more than a decade. Yields on American ten-year Treasuries jumped more than half a percentage point to 3.5%, a six-month peak. German ten-year Bunds rose to 3%, a yield not seen since May. This simultaneous shift in the rich world’s core as well as the enfeebled euro periphery raises two questions. Are the rising yields being driven by similar forces? And are they the harbingers of a broader bond-market bust?

The pessimistic interpretation is that this reflects concerns about America’s fiscal mess (see article), in a paler version of bondholders’ jitters about Greece and Spain…”

Sigue leyendo aquí —>

Y si lo quieres leer en Español…traducción light con Google Traductor. Clica en Traduciendo.

Y si lo quieres leer en Español…traducción light con Google Traductor. Clica en Traduciendo.

Y para entender el porqué del alto precio del Euro, otra de las muchas variables de la actual crisis, recomendamos leer el Blog de “The Economist Free exchange, en especial la siguiente entrada:

“Why is the euro so expensive?

Jan 6th 2011, 14:36 by J.O. | LONDON

LAST year, the euro was just about the worst-performing of the thirty-odd “major” currencies tracked by Bloomberg. That seems fitting: the sovereign-debt crisis at the euro zone’s edges was the biggest macroeconomic nasty in 2010. The wonder is that the euro did not fall harder. It lost “only” 6.6% of its value against the dollar, not a huge sell-off for a currency whose very existence seemed under threat. Even now, after an early-year rally in the dollar, the euro stands at $1.31 or so. That is comfortably above the $1.15-1.20 range that is widely considered as fair-value. The Economist’s Big Mac Index says $1.08 is the purchasing-power parity for the euro.”

Sigue leyéndolo aquí—>

Y si lo quieres leer en Español…traducción light con Google Traductor. Clica en Traduciendo.

En conclusión, y recomendando una vez más el Blog de The Economist, y leer el artículo de ayer, 8 de enero, titulado “Grasping at an understanding of the crisis”, algo así como “Aferrarse a una comprensión de la crisis”, que podrás leer aquí en Español, en una traducción un tanto “libre” hecha automáticamente por “Google Traductor” (pulsa donde dice Traduciendo…), nuestra conclusión sobre la cuestión de la parte de esta crisis que se corresponde con la crisis de deudas soberanas en Europa, pues toda gran crisis es la superposición de muchas crisis -como habrás podido comprender al leer los distintos enlaces desde esta entrada de blog-, es que

Europa está urgentemente necesitada de un Mr Tax, pues la coordinación europea de políticas de gasto –los bonos se emiten para cubrir gasto público-, implica necesariamente la coordinación de políticas de ingresos, no en vano una de las definiciones más aceptadas de la palabra IMPUESTO es “la suma de todos los gastos públicos”, así, si la UE, en principio en su Zona Euro, pretendiera unificar los mecanismos de ingresos, habrá de ir más allá de una mera “armonización fiscal” vía directivas, lo cual requerirá un nuevo y gran esfuerzo de cesión de soberanía de los Estados Miembros, hecho al que no estamos seguros de que haya mucha disposición.

Así las cosas, surge la necesidad de nuevos liderazgos dentro de la UE, liderazgos que sean capaces de aunar intereses y limar diferencias, con respeto por las peculiaridades y dentro de unos criterios de máxima operatividad que permita el mantenimiento y crecimiento de la competitividad de las empresas de todos los Estados Miembros, y mientras esto no se produzca, seguirá habiendo intereses contrapuestos, donde al tiempo que vivimos una “guerra monetaria”, como decíamos en nuestra entrada del 25 de noviembre de 2010, Europa desgrana la margarita de más Unión, lo que conlleva menos soberanía y nuevos tratados y referendums, y por contra el mantenimiento del actual estatus de negociación continua, donde los operadores de los mercados encuentran siempre pingües beneficios que son potenciales pérdidas catastróficas para los estados cuyas deudas son “atacadas”, estatus que se podrá mantener mientras las deudas atacadas sean las “periféricas” o PIGS y nunca las “centrales”.

A todo ello, el Ciudadano Europeo es escasamente consultado y comunicado sobre estas cuestiones, hecho que, en nuestra opinión, está en una de las más importantes causas profundas de la creciente desafección del Ciudadano ante la UE.

Y esta vez, contrariamente a nuestro principio de no intervención política, vamos a expresar una, y es que esto que exponemos no es posible a nivel UE, como no lo es a nivel de España. Es un momento crucial para el País, es un momento crucial para la UE, y estamos a punto de perder un momento histórico que pagaremos durante años si no actuamos. Se necesitan grandes liderazgos. Personalmente vemos en el panorama político dos grandes líderes de prestigio mundial y que podrían devolver a España el liderazgo impulsor de la UE, que en su día en parte tuvo, y que no son otras personas que el antigüo Mr. Pecs, Francisco Javier Solana de Madariaga, y el ex-ministro de economía y ex-presidente del FMI Rodrigo de Rato y Figaredo. Uno en política exterior y otro en economía, como es obvio.

Pues bien, esto que proponemos requeriría de grandes esfuerzos políticos, pues ninguno de los dos personajes tiene actualmente escaño parlamentario, por lo que su participación en un gobierno de concentración, tal y como hizo Alemania no hace mucho y gracias a lo cual esta ahora como está, es arto complicada sin mediar sendos acuerdos previos y suponemos que, incluso congresos en los partidos implicados, todo lo cual tuvo también su antecedente en España, con los resultados por todos conocidos, los llamados “Pactos de la Moncloa”, pues no en vano se dan muchas de las circunstancias de entonces, con tanta o mayor intensidad, aunque evidentemente con problemas distintos, y sin haberse llegado entonces a la concentración nacional, y habiendo una diferencia esencial: entonces fue el preludio de la aprobación de la Constitución de 1978, hoy podemos convertirlo en el preludio de un nuevo avance hacia la verdadera Unión Europea.

¿Merece la pena el esfuerzo?. Creemos que sí. Lo contrario es seguir 16 meses en una crisis política y económica que mantendrá paralizada España, mientras no participa de las decisiones de la UE, y por tanto de la salida europea de la crisis, que será solidaria y caminará hacia la unificación, o por el contrario hacia la segregación en dos uniones y nuevas monedas…y al aumento del descrédito de las clases políticas que campa por Europa. ¿Nos podemos permitir estos costes?.

Haz de guía

Salu2.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Crisis zona Euro., Economía internacional. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s